¿Puede causar dolor de cabeza la orina del gato? Peligros de las cajas de arena sucias

puede la orina de gato causar dolores de cabeza

Los gatos son criaturas maravillosas que nos llenan de ilusión y alegría. Sin embargo, si hay algo en lo que todos los propietarios de gatos están de acuerdo es en que las cajas de arena son una de las peores cosas con las que tienen que lidiar los padres de mascotas. Pero, aparte del desorden y la limpieza, también está la cuestión de los riesgos para la salud que conlleva recoger la orina y las heces de su gato cada día.

Una cosa que noté cada vez que limpiaba uno de los accidentes de mi gato en el retrete era que me entraba una migraña tremenda. Y, con un olor tan fuerte y penetrante, ¿puede la orina de gato causar dolores de cabeza? La respuesta es sí. Sin embargo, esto no significa que la orina de gato provoque dolor de cabeza a todo el mundo, y puede que a usted le afecte o no el pis de su minino.

Para entenderlo mejor, veamos de qué está hecha la orina de gato y qué componentes son perjudiciales para la salud. En este artículo, también repasaré qué hacer si tienes migraña al limpiar la caja de arena de tu gato y otros problemas de salud que debes tener en cuenta.

Contenidos
  1. ¿Por qué huele mal la orina de gato?
  2. ¿Por qué la orina de gato puede causar dolor de cabeza?
  3. ¿Qué otros peligros entraña la orina de gato?
  4. Cómo reducir los peligros de la orina de gato
    1. 1. Haga que la zona esté bien ventilada
    2. 2. Limpie la caja de arena con regularidad
    3. 3. Cambie su proceso de limpieza

¿Por qué huele mal la orina de gato?

La orina normal y sana de un gato está compuesta por unas cuantas sustancias diferentes. La mayor parte del líquido es agua, que todos sabemos que no es peligrosa para nosotros ni huele mal. Sin embargo, dentro de la orina también hay otros compuestos: urea, urobilina, ácido úrico, sodio, feromonas y bacterias.

La urea es la parte de la orina que confiere al pis de gato su mal olor. Esta sustancia en sí misma es inodora, pero las bacterias presentes en la orina descomponen la urea y hacen que libere amoniaco, el típico olor desagradable por el que se conoce el pis de gato. Además, cuando la urea se descompone aún más, también se liberan mercaptanos. Esta es la misma sustancia que hace que el aerosol hundido huela tan mal.

Por esta razón, cuanto más tiempo se deje el pis, peor olerá, ya que una mayor cantidad de urea se descompone en estos compuestos malolientes. El pis del gato también olerá peor cuanto más concentrado esté. Esto se debe a que cuanto más concentrada sea la orina de su gato, más urea en descomposición y bacterias estarán presentes.

¿Por qué la orina de gato puede causar dolor de cabeza?

Ahora que conocemos las sustancias que componen la orina, podemos empezar a entender por qué la orina de gato puede causar dolores de cabeza en algunos casos y los compuestos específicos responsables.

El amoniaco producido por la descomposición de la urea es peligroso para la salud humana. En casos extremos, puede causar dolores de cabeza cuando se inhala, por lo que yo y algunos otros propietarios podemos experimentar dolor de cabeza cuando limpiamos los excrementos de nuestros felinos.

Sin embargo, la mayor parte de la orina no estará lo suficientemente concentrada como para provocar dolores de cabeza o migrañas. Por tanto, la cantidad de agua que beba su gato, el número de gatos que tenga, el lugar donde orine y lo bien ventilada que esté su casa influyen en la probabilidad de que su orina le provoque dolor de cabeza. Todos estos factores afectarán a la concentración de amoniaco que se encuentre en el aire y a la gravedad de sus efectos.

Por ejemplo, las personas que viven en una casa mal ventilada con varios gatos que no beben mucha agua correrán un mayor riesgo de padecer dolor de cabeza. La probabilidad aumenta aún más si tienen un gato que rocía o tiene accidentes por la casa que podrían pasar desapercibidos y no se limpian con prontitud. Por el contrario, una persona que viva en una casa bien ventilada y tenga un gato que beba mucha agua y orine siempre en la caja de arena será menos propensa a padecer dolores de cabeza.

También es posible que el dolor de cabeza se deba a otra cosa: ¡los productos de limpieza que utilizamos! Así es, los productos que utilizamos para limpiar el pis del gato podrían estar provocándonos dolor de cabeza, o al menos empeorándolo. A menudo, los productos de limpieza están muy perfumados y pueden provocar dolor de cabeza a las personas sensibles a los olores. Puede que a su gato no le gusten las fragancias artificiales.

¿Qué otros peligros entraña la orina de gato?

Tener dolor de cabeza puede ser doloroso y frustrante, sobre todo si es grave, como una migraña. Sin embargo, existen otras consecuencias y riesgos para la salud asociados a la orina de gato.

En primer lugar, el amoniaco puede causar problemas respiratorios. Por lo tanto, cualquier persona con una enfermedad respiratoria subyacente, como bronquitis o asma, debe tener mucho cuidado al manipular la orina de gato. Puede empeorar mucho la afección subyacente, y también puede desencadenar asma en personas que no hayan padecido previamente esta enfermedad.

De nuevo, cuanto mayor sea la concentración de amoníaco en el aire, más probabilidades habrá de sufrir problemas respiratorios. Sin embargo, al igual que ocurre con los dolores de cabeza, parece que sólo en casos extremos se producen daños a largo plazo en el sistema respiratorio.

Por lo tanto, un problema mayor y más común son en realidad las alergias. La mayoría de la gente asocia las alergias a los gatos con el pelo y la caspa de los gatos, pero también hay alérgenos escondidos en la orina de los gatos. Algunas personas serán más sensibles, mientras que otras no sufrirán en absoluto. Esto depende de nuestra respuesta inmunitaria individual.

Los alérgicos a la orina de gato presentan los síntomas típicos de la alergia, como sibilancias, tos, secreción nasal y picor o lagrimeo de ojos. Si la orina de gato entra en contacto con la piel, puede aparecer una irritación cutánea leve o una erupción.

Cómo reducir los peligros de la orina de gato

Afortunadamente, existen algunas formas sencillas de reducir al mínimo los riesgos para la salud derivados de la orina de gato. Así que, si siempre te duele la cabeza cuando limpias la caja de arena de tu gato, o tienes alergia a la orina de gato, prueba a seguir estos consejos y ver si te ayudan.

1. Haga que la zona esté bien ventilada

Los peligros de la orina de gato empeoran cuanto más concentrado esté el amoniaco en el aire. Por eso, la forma más fácil de evitar dolores de cabeza u otros problemas de salud es que la zona esté bien ventilada.

Si su gato ha tenido un accidente fuera de su caja de arena, su primer paso debe ser sacar al jardín el objeto cubierto de orina de gato. A continuación, abra todas las ventanas y puertas de la habitación en la que ha tenido el accidente. Esto ayudará a reducir la concentración de amoniaco en el aire. Si su gato ha orinado en el suelo o en una pared, lo mejor que puede hacer para mejorar la ventilación es abrir las ventanas y las puertas.

A la hora de limpiar la caja de arena de su gato, mi mejor consejo sería cambiar de una caja de arena cerrada a un diseño abierto. Aunque no son tan vistosas, las cajas de arena con capucha o de entrada superior atrapan el olor en su interior y te golpean con un potente chorro de amoniaco cuando abres la tapa para limpiar dentro. Por el contrario, las cajas de arena abiertas mantienen el inodoro de su gatito bien ventilado en todo momento.

2. Limpie la caja de arena con regularidad

Limpiar la caja de arena de su gato con regularidad también reducirá la intensidad del amoniaco en el aire. Al recoger la caja de arena de su gato a diario, estará eliminando la orina antes de que las bacterias descompongan completamente la urea en amoniaco. Puede que limpie más, pero se reducirán los efectos sobre su cabeza y su salud en general.

Además, siempre hay que vaciar, limpiar y rellenar la bandeja sanitaria cada semana, aunque se vacíe con regularidad. Los olores a amoniaco pueden filtrarse en el plástico y, con el tiempo, acumularse y provocar dolores de cabeza. Las bandejas higiénicas de acero inoxidable son una gran opción para los que sufren dolores de cabeza, ya que no retienen los olores desagradables.

Además, mantener limpia la caja de arena de tu gato también le animará a utilizarla, lo que reducirá los accidentes que tenga en tu casa. Los accidentes en el baño que pasan desapercibidos durante un tiempo suelen ser los principales culpables de los dolores de cabeza, no las cajas de arena. Por lo tanto, reducir la probabilidad de que esto ocurra también es enormemente beneficioso.

3. Cambie su proceso de limpieza

También puedes cambiar la forma de limpiar la orina del gato. Para empezar, ¡ponte protección! Puedes usar un respirador que bloquee el amoníaco si sabes que eres propenso a los dolores de cabeza y las alergias. De esta forma, aunque haya una alta concentración de amoniaco en el aire, no sufrirás en absoluto. En segundo lugar, ponte siempre guantes cuando toques objetos cubiertos de pis. Así evitarás irritaciones o erupciones cutáneas.

En segundo lugar, asegúrate de que utilizas los productos de limpieza adecuados. Para eliminar bien el olor a amoniaco, hay que utilizar un limpiador enzimático. Esto favorece la descomposición de la orina para que pueda limpiarse fácilmente en lugar de permanecer en las superficies durante mucho tiempo. Opta también por productos de limpieza sin perfume, que podrían empeorar tu dolor de cabeza.

El vinagre también es muy eficaz para eliminar el olor a orina de gato. Es muy ácido y daña las bacterias presentes en la orina. Por lo tanto, si se ensucian los tejidos, mételos en la lavadora con una taza de vinagre blanco. Esto ayudará a eliminar cualquier olor persistente y duradero.

CONCLUSIÓN

En resumen, la orina de gato puede provocar dolores de cabeza. Sin embargo, el riesgo es bajo y normalmente es necesaria una alta concentración de amoniaco en el aire. Ventilar la zona, limpiar la caja de arena con regularidad y utilizar métodos de limpieza adecuados que disminuyan los olores asociados a la orina pueden contribuir en gran medida a acabar con los dolores de cabeza. Además, ten cuidado con los productos de limpieza: ¡cualquier spray de limpieza muy perfumado podría estar empeorando tu dolor de cabeza!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable: Solobichos.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento: No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a Hetzner que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Subir